Un comerciante del centro de la ciudad fue víctima de los vándalos que ayer se hicieron presentes en medio de las protestas. El hombre había abierto el establecimiento para atender de forma virtual desde hace tres meses, pero ya tenía todo listo para empezar a atender al público este martes 22 de septiembre.

No obstante, la tarde de este lunes, un numeroso grupo de personas arremetieron en contra de los establecimientos de la séptima con calle 12. Las defensas en madera y los candados de seguridad que esta persona puso para defender su patrimonio, no fue suficiente.

“Rompieron puertas y locales de la 12 con séptima, cerramos todo, lo hicimos como todos, pusimos fachada de madera para protegernos, pero vandalizaron, violentaron chapas, barreras, todo lo que era defensa, quebraron la fachada y entraron y saquearon”, le contó esta persona al Noctámbulo de Citytv.

Según su testimonio, eran tantos los violentos que ni comerciantes, ni manifestantes pacíficos, ni autoridades, pudieron contener la avalancha de vandalismo que dejó a este hombre en la quiebra.

“Queda uno impotente. No hay orden, crédito, respaldo, como siempre, perdiendo. Este martes íbamos a abrir sus puertas al público, teníamos la alegría de abrir y nos vandalizan, nos roban, nos rompen”, lamentó el comerciante, quien terminó su testimonio con una delicada afirmación.

El hombre manifestó que una vez ocurrió el ataque, se comunicó con la policía para solicitar ayuda, pero la respuesta lo sorprendió. “Hay una orden de la Alcaldía de no pueden hacer presencia. Una vez le notifico, me dice: ‘no puedo ir, tenemos prohibido ir, ni entrar a ayudarlo”, concluyó.

El Tiempo